¿Cómo hacer un alfiletero?

Si sueles coser, de seguro te habrás percatado que un alfiletero es imprescindible. No obstante, en vez de comprar uno, nada mejor que hacerlo nosotras mismas. Particularmente, me he quedado enamorada de este precioso alfiletero con forma de erizo. De seguro tendrás que hacer dos porque tus niños también querrán uno. Pues bien, ahora aprenderemos cómo hacer un alfiletero.

Elaboración: Medio

Tiempo: 1 hora y 30 minutos

Materiales:

- Aguja curva

- Tijeras

- Alfileres

- Aguja de crochet

- Alicates de corte

- Espuma de poliuretano

- Cuerdas de embalaje

- Tejido esponjoso de color blanco (10×20 cm)

- Hilos (marrón, blanco y negro)

- Fieltro negro (pequeña pieza para los ojos)

- Alambre

Procedimiento:

Paso 1: Toma la espuma de poliuretano, recórtala de forma rectangular y dóblala a la mitad. Amarrala con la cuerda de embalaje.

Paso 2: Con la aguja curva, cóselo en el centro pero recuerda no apretar demasiado o se romperá. Recorta los bordes hasta que le des forma de cuna. Deberás obtener algo similar a lo que se aprecia en la imagen.

Paso 3: Vacía la parte interior para darle profundidad a la cuna.

Paso 4: Corta un pedazo de tela marrón y recubre la cuna. Estira la tela y coloca alfileres en los bordes para sujetarla provisionalmente. Cose con la aguja curva todo el extremo.

Paso 5: Corta la pieza de tela esponjosa de color blanco y colócala encima de la cuna. Sujétala con los alfileres.

Paso 6: Da puntadas usando el hilo de color marrón. De esta forma sujetarás la tela esponjosa. Asegúrate de que el hilo no se vea.

Paso 7: Recorta un poco de espuma de poliuretano de forma redonda para darle forma a la cabeza del muñeco. Recorta un poco de la tela esponjosa blanca y cubre con ella la pelota que has acabado de hacer, cose por detrás. Realiza estos mismos pasos para formar la nariz pero cúbrela con una tela de color oscuro.

Paso 8: Recorta los ojos en fieltro negro.

Paso 9: Recorta las orejas y dale una puntada en uno de los bordes, tal y como se aprecia en la imagen.

Paso 10: Fija todo con alfileres y, una vez que te guste, da pequeñas puntadas con la aguja curva para fijarlo.

Paso 11: Toma la misma tela que usaste para las orejas y dóblala a la mitad. Dibuja las paticas y córtalas.

Paso 12: Cose las paticas dejando los talones sin coser ya que deberás virarlos al revés. La aguja de crochet te será útil para ello.

Paso 13: Cose dos líneas para enfatizar los pies.

Paso 14: Toma el alambre y colócalo dentro de los pies para que puedas darle la forma que prefieras.

Paso 15: Ahora no te queda sino coser los pies a la cuna y tu alfiletero estará listo.

 

Fotos e idea de Instructables